4 razones para no obligar a los niños a que den besos

 
bytes
 
 

Encuentra mucha más información pensada para ti

¡Síguenos en Facebook!

         
 
 
image for 4 razones para no obligar a los niños a que den besos

La periodista expresó su molestia en un blog en el cual relata: “Camino a la librería nos encontramos con una de mis amiga. Ella iba con un grupo de chicas y una de ellas le pidió de forma autoritaria un beso mi hija pero, ella se negó. Mi amiga al ver que ella no quería también quiso obligarla, entonces intervine. ¡Lo siento, ella no da besos a personas que no conoce!”

Esta anécdota ha generado diversas opiniones en redes sociales pues con regularidad los niños se ven expuestos a este tipo de situaciones y en su mayoría son obligados por sus padres a hacerlo o bien son tachados de mal educados.

Pero, ¿se debe forzar a los niños a dar besos?

Vinka Jackson, madre, psicóloga y autora del libro “Mi cuerpo es un regalo” afirma que para los niños es fundamental aprender sobre sus preferencias y límites, pero esto no solo es para su autocuidado durante la niñez, sino que es la base de todo el ejercicio del consentimiento en la juventud y cuando se es adulto.

La escritora señala que este proceso de aprendizaje es muy similar al de aprender a caminar y leer. Por esa razón, no todos los niños tienen la misma capacidad de reacción, por lo tanto, tienen el derecho a que sus ritmos sean respetados y a expresarse en el momento que lo deseen.

Por otro lado, Jackson manifiesta que los pequeños tienen la libertad de decidir cómo relacionarse y las formas en cómo lo hacen con las demás personas. La psicóloga pone a reflexionar a los padres de familia y población en general al afirmar que: “a nosotros los adultos nadie nos obliga a besar y abrazar a personas que no queremos. Ese mismo respeto lo merecen los niños”.

Rol

El rol de los más grandes es velar por el cuido de los más pequeños. Es alentarlos para que vayan encontrando su estilo de vínculo. ¡No se les puede obligar! En todo caso, los padres son los más aptos para proporcionarles un abanico de opciones. Pero, siempre es recomendado consultarles las maneras en las que se sienten más cómodos a la hora de saludar a sus abuelos, tíos, primos, hermanos o personas que no conocen. Promover que ellos descubran sus capacidades es vital. Refuerza eso en ellos.

“Si un padre obliga a su hijo, él puede asimilar que sus derechos no existen. Es decir, creerá que no tiene poder de elección, que su cuerpo no es tan suyo y que estará sometido a lo que digan sus progenitores”, comenta Jackson.

En la linda tarea de educar a nuestros hijos siempre debe existir cariño y amor. Ellos tienen que explorar sus límites. Están en la libertad de decir “no” cuando quieran. A expresar lo que sienten. Aunque sean seres que apenas están acumulando experiencia de vida, también tienen importancia.

Ahora bien, te imaginas que vas caminando por la calle y una alguien que no has visto en tu vida te pide un beso ¿Tú cómo reaccionarías?

 

Acá en Ser Padres ampliamos esta lista con 4 razones más por las cuales los niños no deben dar besos y por las que los padres no tienen que obligarlos.

1. Por higiene: pues no estamos seguros sí la otra persona posee alguna enfermedad que se transmite de forma viral.

2. Incomodidad: podrías ocasionar que la otra persona se incomode. Recuerda que todos somos muy distintos. Ante todo respeto por espacios individuales.

3. Confusión: los chicos más pequeños tienden a confundirse. Es decir, reparten besos en todo lado.

4. Evitar el abuso: son niños que no están acostumbrados a decir no, entonces son más vulnerables a sufrir un abuso.

Continua leyendo más artículos:

 
 
 
 
 

comentarios