skin
skin Ad skin
   Bienvenido,   Ingresa  o  Regístrate
 
 
 

La vanidad no es exclusiviad de las nenas

 
Los niños también se preocupan por su cabello.
 
La vanidad no es exclusiviad de las nenas ¿Quién dijo que sólo las nenas se preocupan por su cabello? Yo era una de esas madres que creía que me iba a salvar del dilema del pelo todas las mañanas por tener dos hijos varones. Pero me
              
 

¿Quién dijo que sólo las nenas se preocupan por su cabello? Yo era una de esas madres que creía que me iba a salvar del dilema del pelo todas las mañanas por tener dos hijos varones. Pero me equivoqué.

Los varones también quieren verse bien en el espejo. La vanidad no es exclusividad de las nenas. Mis dos hijos nacieron pelados y la cabeza no se les cubrió de cabello hasta pasado el primer año. Pero ambos tienen estilos de cabello muy diferentes: mi hijo mayor Nicolás heredó mi pelo castaño lacio y el más pequeño, Sebastián, tiene los rulos rubios del padre.

Para el primero es relativamente fácil peinarse a la mañana, aunque últimamente descubrió el gel y una rutina que solía durar unos minutos es ahora un proceso mucho más largo. En el caso de Sebastián, las mañanas son traumáticas. Sus rulos siempre amanecen revueltos y cepillarlos es doloroso. Durante varios años se negaba a cortarse el pelo, lo cual dificultaba aún más la situación. Cada vez que íbamos al peluquero, volvía a casa llorando y jurándome que ésta sería a última vez. Yo ya casi me había resignado a tener un hijo con melena hippie cuando él mismo me anunció que quería cortarse el cabello. Creo que fue finalmente la influencia del hermano mayor (usando gel) lo que lo convenció de que el pelo corto se ve bien en los varones. Ahora son los dos los que por las mañanas pasan largos ratos peinándose y asegurándose que el gel tenga el efecto deseado.

Foto: iStockphoto

 
 
 
 

Comentarios