skin
skin
Ad skin
   Bienvenido a nuestro sitio.  
 
 
 

Explicación sobre el DHA

 
DHA: Probablemente has visto estas siglas en las etiquetas de suplementos prenatales, leche maternizada para bebés (formula), huevos fortificados y bebidas para niños pequeños a...
 
Explicación sobre el DHA DHA: Probablemente has visto estas siglas en las etiquetas de suplementos prenatales, leche maternizada para bebés (formula), huevos fortificados y bebidas para niños pequeños a base de lactosa.
              
 
article_DHADHA: Probablemente has visto estas siglas en las etiquetas de suplementos prenatales, leche maternizada para bebés (formula), huevos fortificados y bebidas para niños pequeños a base de lactosa. ¿Qué es el DHA exactamente? ¿Y por qué es importante para el desarrollo del cerebro de tu pequeño? Lo que debes saber sobre el DHA:
¿Qué es el DHA exactamente? DHA son las siglas en inglés de ácido docosahexaenoico, un tipo de ácido graso omega 3 que se encuentra de manera natural en la leche materna y ciertos alimentos. Es un nutriente esencial para el desarrollo del cerebro de tu pequeño, que está compuesto ¡por más de 60 por ciento de grasa!
¿Por qué el DHA es importante? El 85 por ciento del crecimiento del cerebro se produce durante los tres primeros años de vida. Durante este periodo de rápido crecimiento, el cerebro depende de una buena nutrición. Y estudios clínicos realizados con bebés muestran que el DHA contribuye al desarrollo cognitivo. Por eso encontrarás DHA en la mayoría de las leches maternizadas para bebés (formula). El DHA también refuerza el sistema inmunitario. Y datos recientes indican una relación entre los ácidos grasos omega 3 y la buena respiración.
¿Por qué el DHA contribuye al desarrollo del cerebro? El cerebro madura cuando se forman sinapsis o conexiones entre las neuronas para que puedan trasmitir señales más eficazmente. Un paso importante en este proceso se llama mielinización —el recubrimiento de células en mielina— que permite una comunicación más rápida y clara entre las células. La mielina es una sustancia compuesta por ácidos grasos esenciales como el DHA. Por eso estas grasas son tan importantes en la alimentación de los niños pequeños. [Para información adicional sobre el desarrollo cerebral de los niños, ver “El cerebro de tu pequeño”, url here.]
¿Cuánto DHA debe consumir mi hijo? Muchos expertos recomiendan de 70 a 100 mg al día para niños pequeños. Pero en promedio, estos niños solo consumen el 25 por ciento de esa cantidad.
¿Cómo le puedo dar DHA a mi hijo? Además de la leche materna, se puede encontrar DHA naturalmente en pescados grasos como salmón, atún y caballa. Además, hay huevos fortificados y bebidas para niños pequeños como Enfagrow. El cuerpo puede convertir en DHA los ácidos grasos omega 3 sin DHA que la persona consume, pero solo en cantidades pequeñas. Son buenas fuentes de grasas omega 3 sin DHA la linaza y las nueces, entre otros.
¿Hay diferencia entre el DHA que proviene de alimentos ricos en omega 3 como el pescado y el DHA de bebidas como Enfagrow? Digerir grasas omega 3 no es una manera eficiente de obtener DHA. Solo una cantidad pequeña de grasas omega 3 se convierten en DHA, por lo que sería necesario consumir una gran cantidad de omega 3. Y los padres probablemente descubran que los pescados grasos ¡no están entre los alimentos preferidos de los niños quisquillosos con la comida! Los suplementos y bebidas a base de lactosa que agradan a los niños como Enfagrow tienen una cantidad fija de DHA y por eso son una manera fácil, práctica y eficiente de consumir el nutriente.
¿El DHA es seguro? Debido a sus efectos en la nutrición de los niños y las personas en general, el DHA se estudia desde hace años. Es una manera segura de ayudar al desarrollo del cerebro. Por eso, desde hace más de 20 años, se vienen estudiando las leches maternizadas para bebés (formula) con DHA.