Consejos para lograr que tus niños ayuden en casa

 
bytes
 
 

Encuentra mucha más información pensada para ti

¡Síguenos en Facebook!

         
 
 
image for Consejos para lograr que tus niños ayuden en casa

Si queremos transmitir nociones de responsabilidad y colaboración a nuestros hijos, una buena forma de hacerlo es asignarles tareas específicas para que colaboren en la casa. De ese modo, también aprenderán que una casa no se cuida sola, y cuánto mejor si dividimos las tareas entre todos.

A continuación, te contamos cómo hacer que los pequeños colaboren, sin que ofrezcan resistencia.

Sigue una rutina
Tener una estructura para la realización de las tareas puede resultarte muy útil. Es mejor si logras que se hagan siempre en el mismo momento del día y que todos lo cumplan. En tiempo de clases, conviene hacerlas por la tarde, ya que a la mañana todo el mundo está apurado por llegar a horario. Durante las vacaciones de verano, puedes establecer que se hagan antes de ponerse a jugar. De ese modo valorarán también tener tiempo libre.

Establece un propósito
Los niños, al igual que los adultos, quieren sentirse importantes y útiles. Por esto, asegúrate de que tus hijos entiendan la importancia de su trabajo y cómo contribuyen a la gestión de la casa.

Elógialos cuando todos hagan sus tareas asignadas y haz que se sienta como un esfuerzo de equipo. Si las tareas tienen un propósito, los niños estarán más motivados para realizarlas.

Cambia la rutina
Hacer las mismas tareas del hogar o realizarlas de la misma forma puede llegar a aburrir a los pequeños, por lo que intenta darle un giro a las cosas. Puedes pedirles que limpien la habitación de sus hermanos en lugar de la suya. O tus hijos pueden turnarse para planificar las comidas y ayudarte cocinar la cena una vez a la semana; pero rétalos a que no hagan la misma comida dos veces durante el mismo mes. Esto fomentará su creatividad mientras ayudan en la casa.

Ofrece incentivos
La mayoría de los niños se pueden sentir motivados a través de las recompensas (y no tienen que ser grandes cosas, ni involucrar dinero) Puedes recompensar a tus hijos pasando tiempo con ellos en alguna actividad al aire libre que disfruten, leyéndoles sus libros favoritos, viendo una película juntos, entre otros. ¿Cuál es la mejor manera de identificar una buena recompensa? ¡Preguntale a tus pequeños!

No uses las tareas domésticas como castigo
Si alguien se porta mal y hace algo incorrecto en la casa, no les des como sanción el lavar los platos, por ejemplo.

Predica con el ejemplo
Demuéstrale a tus hijos que las tareas pueden ser gratificantes. Por ejemplo, ver cómo los ingredientes que compraron en el supermercado se transforman en deliciosas galletas. O bailar al ritmo de la salsa mientras ordenan la cocina les muestra cómo hacer que las labores hogareñas sean divertidas.

Expresa gratitud
Agradece a tus hijos por ayudar con las tareas del hogar. Y por supuesto, cuando necesiten tu ayuda para hacer alguna labor, apóyalos.

 

Continua leyendo más artículos:

 
 
 
 
 
 

comentarios