Aprende a no sobreproteger a tus hijos

 
bytes
 
 

Encuentra mucha más información pensada para ti

¡Síguenos en Facebook!

         
 
 
image for Aprende a no sobreproteger a tus hijos

Esta columna debería comenzar así: “Hola, mi nombre es Felipe Viel y si soy adicto a proteger a mis hijas”.

Estoy en esa etapa terrible en que los hijos comienzan a sentir la necesidad de estar más independientes, pero aún son solamente unos niños. Hace unos días mi hija Almendra, de 13 años, me pidió permiso para ir con sus amigas al centro comercial -solas claro está-. Traté de explicarle que a los 13 ó 14 años no puede andar sola con las amigas por ahí, entonces me dio la típica respuesta: “Van todas mis amigas, papá”.

Llegamos a un acuerdo. Le permití que paseara sola con sus amigas, mientras su mamá y yo dábamos unas vueltas dentro del mismo centro comercial. Debo ser honesto, me quedé espiando unos minutos para ver en qué andaban ella y sus amigas. En una de esas vueltas me las encontré saliendo de una tienda de frente y no van a creer lo que me pasó: ¡Hizo como que no me conocía! ¡Me ignoró por completo y siguió de largo! Quedé impactado. Sentí que mi propia hija me había negado ante sus amigas. En la casa, le pregunté porqué había hecho eso y me respondió: “No te vi papá, además te dije que quería estar sola con mis amigas”. Y se fue a su habitación enojada.

Durante mucho tiempo me preocupó mucho que mi hija no quisiera pasar más tiempo con nosotros y que pasara horas encerrada en su habitación. Pero después de hablar con varios amigos y expertos comprendí que los niños, a esa edad, sienten la necesidad de tener su espacio propio. Comienzan a ser más independientes y es totalmente normal. De hecho, uno como papá, si bien debe estar presente, debe también respetar estos espacios. Pero es algo que a uno le cuesta mucho comprender, aunque es muy necesario para ellos. Poco a poco he tratado de respetar esos espacios. Pero, reconozco que la sigo espiando en el mall, sin cometer la locura de aparecerme en medio de su grupo de amigos a ver si necesita algo. ¡No me hablaría nunca más!

Mi consejo para ti, si estás viviendo una situación similar a la mía es que respetes los espacios de independencia de tus hijos. Hazle saber que estas ahí para lo que necesiten, pero deja que aprendan a ser autosuficientes e independientes. Lograrlo es muy difícil para los papás que en ocasiones somos muy aprehensivos y sabemos de los peligros que puede haber en la calle. Es importante que tus hijos sepan manejarse solos, reaccionar ante diferentes situaciones y también saber decir que no. Protegerlos excesivamente puede ser contraproducente.

No es fácil, yo te entiendo, pero finalmente no debemos olvidar que nuestra misión como papás es preparar y guiar a los hijos para el futuro, el cual eventualmente también tendrá sus dificultades.

Mucho éxito y espero que a ti sí te saluden en el centro comercial, y no te pase como a mí.

Foto: Felipe Viel

Continua leyendo más artículos:

 
 
 
 
 

comentarios