Consejos para evitar la resequedad

 
bytes
 
 
         
 
 
image for Consejos para evitar la resequedad

Con la llegada de las temperaturas más bajas, también bajan los niveles de humedad en el aire. La calefacción sólo agrava la situación. Es por eso que son tan comunes en esta temporada los dolores de garganta, picor en los ojos, piel agrietada y congestión nasal. Sigue estos consejos para contrarrestar sus efectos.

Ojos. No uses lágrimas artificiales que contengan preservativos porque pueden irritar los ojos aún más. Elige gotas que digan “sin preservativos” en la etiqueta. Si usas lentes de contacto, prueba gotas humectantes o considera usar gafas hasta que tus ojos se sientan mejor.

Prueba Baush & Lomb Soothe Lubricant Eye Drops (Preservative Free) ($11); Opti-Free PureMoist Rewetting Drops ($8); Nordic Naturals Ultimate Omega Softgels ($28).

Piel. Evita las duchas largas y calientes ya que tu piel perderá sus aceites naturales. Sólo debes bañarte en agua cálida y por no más de 15 minutos. Si tu piel se reseca igual, no la ignores. Báñate con un jabón sin perfumes que contenga aceites naturales, luego aplícate un humectante de crema y acuérdate de usar loción de manos tras lavarlas.

Prueba Cetaphil RestoraDerm Skin Restoring Body Wash ($15); Eucerin Original Moisturizing Creme ($11).

Nariz. En vez de aplicarte los ungüentos elaborados con petróleo en las fosas nasales —que pueden dañar la mucosa nasal— busca una solución salina para protegerla. Ésta es la primera línea de defensa contra las infecciones.

Prueba NeilMed NasaMist Saline Spray ($8).

Garganta. Limita tu consumo de café porque tiene un efecto diurético que deshidrata la garganta y todo el organismo. Bebe al menos 2 litros de agua al día. También ayudan los caramelos para tos y té de hierbas con miel.

Prueba Burt’s Bees Natural Throat Drops ($2).

Foto: iStockphoto

Continua leyendo más artículos:

 
 
 
 
 

comentarios