Cómo entretener a tus hijos en las vacaciones escolares

 
bytes
 
 
         
 
 
image for Cómo entretener a tus hijos en las vacaciones escolares

Me acabo de sentar en una cafetería a a escribir esta columna y a mi lado izquierdo hay una mamá con tres niños pequeños e inquietos. Se suben a las mesas, corren por todo el lugar y están alterando la paz de los clientes, quienes los miran con cierto desprecio. Hay muchos con caras de pocos amigos. ¿Cómo se le ocurre traer a estos “monstruos” a un lugar donde reina el silencio? Trato de hacer contacto visual con ella, para expresarle mi solidaridad. De forma tácita quiero decirle: “Te entiendo, terminó la escuela y tienes a los niños todo el día en la casa, los campamentos de verano están muy costosos y a veces no queda mas opción”.

Ser mamá y papá es muy difícil. Criar a un hijo requiere una paciencia infinita, pero también, como sociedad, tenemos la responsabilidad de facitarle esta tarea a los padres. Recordemos que ¡los niños son el futuro del mundo!

No es fácil planificar qué haremos con nuestros hijos durante el verano. Que termine la escuela, en ocasiones nos puede producir una jaqueca. Son muchas horas y días libres. Sin embargo, quisiera decirle a la mamá de estos tres pequeños y a todas las que estén en su situación que una de mis recomendaciones es que en las primeras horas del día traten de llevar a sus hijos a espacios abiertos. Los niños se despiertan llenos de energía y no puedes pretender que estén quietos y tranquilos en un lugar pequeño. Cuando dejas que gasten toda su energía en las primeras horas de la mañana, el resto del día van a estar más tranquilos en casa.

En mi vecindario, conozco padres que se organizan y hacen unos campamentos de verano entre amigos. Semanalmente reúnen entre 5 y 7 niños en cada casa y se van turnando los hogares a lo largo del verano. A veces, los niños, se portan mejor cuando están con amigos que cuando están solos.

En lo personal siempre trato de invitarles a un amigo. Para mí es una garantía de que se portarán bien y podré ver mis partidos de fútbol tranquilo. De lo contrario, pasan todo el día sobre mí, diciéndome que están aburridos. Lo otro que puedes hacer es averiguar las actividades de verano de tu comunidad. Prácticamente todas las ciudades tienen programas de verano gratuitos o a precios muy moderados. Lo importante es que sepas que no eres la única mamá o papá que se aterroriza cuando termina la escuela. Hay que tomarlo como una gran oportunidad de que tus hijos experimenten actividades nuevas.

¡Caramba! Mientras escribo, el niño más pequeño – de los hermanitos que están en la cafetería- casi derrama mi café sobre mi computadora porque está corriendo por todos lados.

En estos momentos la mamá se está retirando con los tres niños. Los amarró como pudo en el coche triple y salió. Todos los clientes se miran aliviados, -incluyéndome-. Si ese café se hubiera derramado en mi computadora con seguridad no estarías leyendo esta columna.

¡Disfruta tu verano!

Foto: Felipe Viel

Continua leyendo más artículos:

 
 
 
 
 

comentarios