skin
skin
Ad skin
   Bienvenido,   Ingresa  o  Regístrate
 
 
 

Las claves del casco

 
Protege la vida de tu niño y asegurate de que lleve un casco.
 
Las claves del casco Ponérselo no es suficiente para proteger a tu hijo—tiene que saber cómo. Pon atención a estas pautas que le podrían salvar la vida. Si bien usar casco es la mejor forma de prevenir lesiones
              
 

Ponérselo no es suficiente para proteger a tu hijo—tiene que saber cómo. Pon atención a estas pautas que le podrían salvar la vida. Si bien usar casco es la mejor forma de prevenir lesiones graves cuando tu hijo monta bicicleta o anda en patineta, sólo un 15 a 25 por ciento de los niños lo llevan cuando y cómo es debido, según Safe Kids Worldwide, una organización sin fines de lucro cuyo objetivo es prevenir las lesiones en niños producidas por accidentes.

Sin embargo, caer tan sólo unos pocos pies en una superficie dura puede resultar en hematomas cerebrales y desgarros en los nervios y vasos sanguíneos, dice el pediatra Gary Smith, M.D., director del Center for Injury Research and Policy en Nationwide Children’s Hospital, en Columbus, Ohio. No sólo es imprescindible que tu hijo lleve casco sino que necesita usar el más indicado para su deporte y además tiene que usarlo apropiadamente. De hecho, un estudio de la University of Washington Medical Center, en Seattle, descubrió que los chicos que no usan cascos que estén bien puestos tienen el doble de probabilidades de padecer una lesión en la cabeza.

Busca uno que tenga adentro la etiqueta que diga CPSC, lo que significa que cumple con los requisitos de la U.S. Consumer Product Safety Commission.
Los cascos deben tener la capacidad de absorber un impacto fuerte (los controles de seguridad incluyen el dejar caer un casco con peso encima de un yunque). Para asegurarte de que el casco le quede bien, sácalo de la caja para que tu hijo lo pruebe. Trae a tu hijo a la tienda contigo o lleva algunos modelos a la casa para que los pruebe, dice Randy Swart, director de la organización no gubernamental Bicycle Helmet Safety Institute.

Swart aconseja ir a una tienda que se especialice en bicicletas, donde los empleados estarán mejor informados. Prepárate para pasar unos 10 minutos ajustando las cintas y hebillas. Deja que tu chico escoja uno que le guste, pero anímalo a seleccionar uno de color llamativo para máxima visibilidad, sobre todo cuando oscurece el día.

El casco de bicicleta está diseñado para soportar un solo golpe fuerte, así que si tu hijo se cae de cabeza, reemplázalo por uno Nuevo, aun si no se ve dañado por fuera. Nunca compres un casco de segunda mano porque no sabes si ha pasado por un accidente, dice Chrissy Cianflone, directora de los programas Safe Kids Worldwide.

Foto: Jupiterimages

 
 
 
 
 

Comentarios