Razones por las que tu hijo cree que no le haces caso

 
bytes
 
 

Encuentra mucha más información pensada para ti

¡Síguenos en Facebook!

         
 
 
image for Razones por las que tu hijo cree que no le haces caso

¿Si tu hijo habla contigo tú estás haciendo otras cosas y no le prestas mucha atención? ¿Miras el cellular todo el tiempo? Existen algunas distracciones que las mamás cometen sin darse cuenta y pueden afectar a sus hijos.

Teléfono celular y laptop:

Todas las mamás han mirado alguna vez el celular o el laptop mientras se está pasando tiempo con los hijos. No importa las veces que pienses que el teléfono resta tiempo de calidad a tus hijos, al final caes y sigues usándolo. Los niños no ven que estás mirando un e-mail o el WhastApp, lo que ellos sienten es que no le estás prestando la atención que necesitan.

Varios hermanos:

Es cierto que repartir el tiempo de atención entre varios hijos se vuelve más difícil, y para ellos mismos también puede serlo. Por eso puede que tus hijos compitan para pasar tiempo contigo. Intenta repartir el tiempo de la mejor forma posible para que ninguno sienta que se le estás prestando poca atención, así evitarás la rivalidad entre hermanos.

La rutina laboral:

El trabajo también es un motivo de distracción con respecto al tiempo de calidad que pasas con tus hijos. Ellos sienten que los padres pasan más tiempo en el trabajo que con ellos en casa. Está claro que hay que trabajar para poder mantener a una familia, pero el tiempo que pases con tus hijos intenta que sea de calidad y evita temas de trabajo.

 

Lee más
thumbnail of feature post
5 datos sobre los niños hispanos y la tecnología ¡que te sorprenderán!

Hablar con otros adultos:

Hablar con otras personas es también una razón por la cual los niños pueden sentir que no les haces caso. Es posible que mientras estés con ellos venga una persona y les quite tiempo de estar a tu lado. Esto tan sencillo a tu hijo le puede sentar mal por él estaba ahí primero. Si no puedes retrasar la conversación con la otra persona, entonces explícale por qué tienes que hablar en ese mismo momento.

 

Tus pequeños son más importantes que cualquier mensaje de texto, llamada de teléfono o encargo del trabajo, así que cuando estés con tus hijos desconecta el teléfono y pasa más tiempo en familia. Ellos lo agradecerán. 

Continua leyendo más artículos:

 
 
 
 
 

comentarios