Qué hacer y qué no cuando amamantas en público

 
bytes
 
 
         
 
 
image for Qué hacer y qué no cuando amamantas en público

Unos minutos más tarde observó la misma escena pero, en otra madre. Como su hijo de 3 años observó que el niño no se calmaba le expresó: “solo amamante y ya”.

Rosenfeld comparte esta historia con todas las mujeres para ilustrar lo conveniente que esa amamantar a los bebés en público.

Ella comparte algunas recomendaciones y prohibiciones al momentos de dar el pecho en público.

Qué cosas SÍ se deben hacer

1. Las mujeres tienen derecho de amamantar fuera de sus hogares. Además, la Ley de Protección y Cuidado de Salud dicta que los empleadores deben proporcionar tiempo razonable a madres lactantes. Si a una mujer se lo niegan, explicará que un alimento de su bebé y es un derecho de ella.

2. Hazlo de la forma que te sientas más cómoda. En público o en privado, lo cierto es que existen mantas, portadores, delanteros u otros accesorios disponibles para protegerte.

3. Si vas a salir, lleva siempre contigo un bolso con todo lo que necesitas: pañales, baberos, mantas y toallitas húmedas… la limpieza tuya y de tu bebé son primordiales.

4. Aunque la atención es para el bebé, no te descuides. Lleva un botella de agua u otra bebida. No está de más una merienda para darte energía. Si te cuidas, tu hijo lo estará también.
5. Amamanta a tu bebé, si deseas hacerlo, es de las mejores cosas que puede hacer. Siéntete orgullosa y disfruta de la experiencia.

Qué cosas NO se deben hacer

1. No lleves accesorios innecesarios. Entre menos es mejor. La belleza de la lactancia está en lo portátil y conveniente.

2. No te sientes en un lugar donde tu bebé se distraerá. El objetivo de dar pecho en público es alimentar a su bebé, así que encuentra un lugar donde tu bebé se centre en lo que están. Si se distrae demasiado bloquea su visibilidad con la manta. Haz todo lo posible para que disfrute en paz su comida.

3. No busques el baño como solución para darle de comer a su pequeño. Busca una sala de estar, un pasillo tranquilo o hasta una silla.

4. Si alguna persona se molesta no respondas de forma grosera. Dile que estás alimentando a tu bebé. Concéntrate y termina.

5. Está consciente de los demás a tu alrededor y no tomes mucho espacio. Aunque sabemos que cargas muchas cosas contigo en la pañalera. Así te evitarás problemas.

 

Foto: iStock 

Continua leyendo más artículos:

 
 
 
 
 

comentarios